Publicado en línea el Jueves 17 de diciembre de 2020, por Admin2

<https://desinformemonos.org/wp-cont...> Ohio, 1884. Detectives Pinkerton amedrentan una manifestación de mineros

(Tomado de Wikimedia Commons)

Con la pandemia las plataformas de datos masivos se convirtieron en las corporaciones más pudientes en este momento de crisis económica extremada. Empresas que hacen posibles las reuniones virtuales, facilitan los pagos de servicios o conectan a productores y vendedores con el público comprador y con las empresas de mensajería. Son las que más dinero han ganado con el confinamiento por Covid 19.

Apple, fabricante de los IPhone y las computadoras Mac; Google, el buscador y conectador infalible, y Amazon, plataforma de distribución de mercancías y principal proveedora de servicios de nube, se disputaron en 2019 el primer lugar en valor de mercado, pero estas últimas semanas de 2020 Amazon definitivamente les ganó a los otros y su dueño Jeff Bezos fue declarado el ser humano más rico del planeta. Amazon vale 1 billón, 490 mil millones de dólares, es decir, como el Producto Interno Bruto de España o Australia, según el Fondo Monetario Internacional, o como el PIB de México y Portugal juntos, o como el de Argentina, Chile, Colombia, Perú, Ecuador y Uruguay juntos.

También en las últimas semanas abundaron las noticias sobre los abusos laborales de Amazon, y aparecieron detalladas denuncias de que Jeff Bezos contrató espías Pinkerton para vigilar a los trabajadores que intentan hacer sindicatos.[1] Los Pinkerton son los malos que vemos en las películas del salvaje oeste que van junto con las carretas y los trenes, de California a Nueva York, cuidando las riquezas saqueadas de territorios indios, pero sobre todo hicieron fama por especializarse en romper las huelgas de trabajadores siderúrgicos durante la expansión ferrocarrilera del siglo XIX.

Volviendo a Amazon. Se están reportando cada vez más abusos laborales en sus gigantescas bodegas que llegan a medir hasta 9 mil kilómetros cuadrados. Antes, los trabajadores tenían que caminar, patinar o subirse a carritos para llegar a todos los pasillos donde se guardan los productos, para luego llevarlos a la sección de empacado y registro postal. Amazon comenzó a comprar robots supuestamente para evitar que los trabajadores se desplacen y se cansen, pero en realidad aumentó su capacidad de operación —abrió más almacenes— y no redujo el estrés de la jornada.

Trabajadores y trabajadoras se lastiman la espalda buscando los productos en los estantes donde el robot no llega. O les caen objetos en la cabeza y los descalabran. Se habla de trabajadores aplastados por montacargas en los inmensos y solitarios pasillos de las bodegas.[2]

Cada una de las personas que hacen los registros en las computadoras, supervisa datos de 360 objetos por hora o 3,800 por día, esto es, una cosa cada 7 segundos.[3] Se lastiman los ojos, las articulaciones y la circulación de las piernas por estar parados toda su jornada. Según los expertos en bodegas, los accidentes se multiplican cuando la gente tiene que hacer los mismos movimientos por largas horas y bajo presión, pues buscan atajos para lograr su cuota de productividad. Los turnos de almacenistas en Amazon en Estados Unidos son de 10 horas. Cada movimiento que hacen para preparar los envíos es registrado en sistemas de control. Entonces, por la ansiedad de cumplir sus 360 objetos por hora y evitar descuentos, trabajadores y trabajadoras soslayan los protocolos, aumentan la velocidad y sobrevienen los accidentes.

Si en una bodega hay una taza sobresaliente de personas lastimadas, los managers ofrecen “fiestas de pizza”, a las familias, para disuadir de que registren lo que pasó, y dar la apariencia de que es una empresa buena con “su gente” y que tiene muchas ventajas laborales. También les proveen de atención médica pero los servicios contratados generalmente minimizan el daño porque comparten el mismo objetivo de la empresa: bajar al máximo la taza de lesiones registradas. Will Evans, periodista de investigación sobre el abuso a trabajadores con nuevas tecnologías, informa esto a partir de varias entrevistas que realizó con proveedores de servicios médicos para Amazon y otras empresas de punta.[4]

Sus procedimientos y cifras de “seguridad” están protegidos por cláusulas de confidencialidad que defienden, en la corte, de periodistas y activistas sindicales que los denuncian. Cuando sale a la luz que en Amazon el número de lesiones laborales es altísimo, la empresa dice ¡por supuesto!, las cifras son altas porque reportamos todo lo que les pasa a nuestros trabajadores, porque nos pasamos de honestos y cuidadosos, según describe Will Evans.

Los trabajadores y trabajadores de Amazon provienen de las poblaciones más empobrecidas de California, Illinois, Florida, Georgia y otros 10 estados donde se ubican las bodegas. En México, Amazon contrata en Cuautitlán Izcalli y Tepotzotlán, donde están sus galerones. Los almacenistas de Amazon en México ganan aproximadamente 6 mil pesos al mes .[5]

Todos los abusos de trabajadoras y trabajadores de almacenes y de entrega a domicilio aumentarán con los envíos de navidad, ahora que la pandemia se agudiza y regresa el confinamiento duro a lugares de Estados Unidos, México y muchos países de Europa. Seguramente los violentos patrones de abuso de esta empresa son imitados por otras muchas corporaciones. Que estas denuncias sirvan para tener una imagen verdadera de la supuesta bondad y eficacia de los servicios digitalizados. ¿Que reducen el riesgo de contagio? de algunas personas privilegiadas, claro, pero denigran las vidas de muchos otros.

[1] Lauren Kaori Gurlyey “Secret Amazon Reports Expose the Company’s Surveillance of Labor and Environmental Groups”, 23 de noviembre de 2020, en https://www.vice.com/en

[2] Will Evans y Rachel de Leon, “The truth about injuries at Amazon”, 19 de octubre de 2020, en REVEAL

[3] John Harris, “How Amazon became a pandemic giant and why that could be a threat to us all”, 18 de noviembre de 2020.

[4] Entrevista a Will Evans por Paris Marx en el podcast Tech Wont’ Save Us, 19 de noviembre de 2020.

[5] Otra fuente para ver los salarios de Amazon en México, 2020: https://mx.talent.com/salary?job=de+amazon

La entrada Ya viene la navidad con sus abusos laborales aparece primero en Desinformémonos .


[ Imprimir este artículo ] [ Enviar a un amigo ] [ Ir a la cabecera ]
 

 
 

   APPS

   ASIA

   DEMOCRACIA

   DERECHOS HUMANOS

   DESARROLLO/GLOBALIZACIÓN

   DIÁLOGO NORTE-SUR

   ECOLOGÍA VS ECONOMÍA

   ENLACES - LINKS

   ESTADÍSTICAS

   EUROPA

   LATINOAMÉRICA

   OLVIDADOS POR LA HISTORIA

   SOLIDARIDAD

   TRIBUNA LIBRE



LISTA DE CORREO


�Desea participar al enrequecimiento de esta p�gina?

�Quiere denunciar alguna situaci�n?

Env�enos su art�culo a esta direcci�n de correo electr�nico:

   webmaster@respublicae.org

[ Mapa del sitio ] [ Ir a la cabecera ]

 


 
En la misma sección

Leer otros artículos :
EU no puede creer que en México ya hay medicinas gratuitas para TODOS
Taxistas de Acapulco buscan armarse para defenderse de la violencia de los narcotraficantes; “nosotros no somos los criminales”, advierten
Lázaro Cárdenas en alerta por Coronavirus y flujo de personas provenientes de Asia
Incrementa migración haitiana en México sin que se garanticen sus Derechos Humanos
Versión estenográfica de la conferencia de prensa matutina del presidente Andrés Manuel López Obrador
Solicita Mireles al Senado la aprobación de la Guardia Nacional
Fuerte sismo sacude Filipinas, hay cinco muertos
Mapa: todas las concentraciones contra la libertad provisional para La Manada
En Estados Unidos, dos mujeres muerden y golpean a madre e hija por hablar español: #video
Combate contra inseguridad va más allá del despliegue policíaco-militar; “Mando Único causa infierno en algunos estados”



[ Ir a la cabecera ]
 

Portada En breve Mapa del sitio Redacci�n


Respublicae.Org es un portal abierto que se nutre de los trabajos de muchos colaboradores ben�volos externos, de diferentes origen e ideolog�a. Por lo tanto, los administradores de este portal no se hacen responsables de las opiniones vertidas en los art�culos que aqu� se publican.
Copyright © RESPUBLICAE.ORG 2003-2007
Sitio web desarrollado con SPIP, un programa Open Source escrito en PHP bajo licencia GNU/GPL.
Dise�o © Drop Zone City & Respublicae.Org