RESPUBLICAE.ORG

Portada del sitio > MÉXICO > Así es vivir bajo la ocupación israelí

Así es vivir bajo la ocupación israelí

Lunes 28 de mayo de 2018, por Admin2

La ‘Zona C’ representa más del 60% de los territorios palestinos. Está enteramente bajo control administrativo y militar israelí. Este es el resultado de los Acuerdos de Oslo firmados en 1993. Tendrían éxito, después de 5 años, en la creación de un estado palestino soberano que viviera en paz junto a Israel. Después 25 años, nada ha cambiado.

La Autoridad Palestina no es operativa en la ‘Zona C’. Las instalaciones son rechazadas sistemáticamente por cualquier permiso de construcción. Las nuevas estructuras generalmente son destruidas o confiscadas por el ejército israelí. También es en estas áreas que los colonos israelíes se asientan, lo que complica la creación de un futuro estado palestino hipotético.

Los habitantes de la ‘Zona C’ están atrapados entre una autoridad palestina indefensa y un estado israelí hostil a ellos. Son las ONG y las agencias internacionales de desarrollo las que se hacen cargo. Los campamentos de refugiados son administrados oficialmente por UNRWA, la agencia dedicada de la ONU. Mientras que en las aldeas, como Jubbet-al-Dib, una miríada de organizaciones palestinas e internacionales mantienen a la población en un goteo.

La escuela Jubbet-al-Dib es un ejemplo muy concreto de esta dinámica. Construido sin permiso cerca de la aldea, gracias a los fondos de la Unión Europea, fue destruido por el ejército israelí a fines de agosto de 2017, pocos días antes del comienzo de la escuela. Los escolares tuvieron que comenzar su año en una simple carpa. Tras las denuncias de la UE y un decreto de no destrucción emitido por un tribunal israelí, se levantó un edificio improvisado, pero las autoridades israelíes no toleran ningún cambio.

La colonización y el estado en el que se mantienen las poblaciones de la zona C plantean la cuestión de la viabilidad de un futuro Estado palestino. Muchos palestinos ya no creen en la solución de dos estados.

Más allá del conflicto: una hoja de ruta en el Israel actual

A menudo en el corazón de las noticias, Israel no es solo un conflicto con los palestinos. Es un estado todavía joven pero muy desarrollado, una tierra santa para tres grandes religiones, un país donde los arcaísmos más arcaicos cohabitan con la mayor modernidad. Con motivo del 70 aniversario del Estado hebreo, France 24 te lleva a descubrir este país.

Israel es un país pequeño de un punto geográfico. Se cruza en unas pocas horas en coche. Pero a pesar de este tamaño, la diversidad de paisajes es real. Desde el desierto de Negev al sur, a pesar del clima, los israelíes lograron hacer fértil la tierra para el cultivo, con hermosas vistas del norte cerca de la frontera libanesa.

Primera etapa del viaje: Aravah, una región situada en el desierto de Negev. En esta tierra polvorienta con rocas hasta donde alcanza la vista, el termómetro puede subir hasta 50 ° C. Sin embargo, en el camino emergen invernaderos. El exprimer ministro David Ben Gurion (1948-54, luego 1955-63) soñaba con un país agrícola. Los primeros israelíes tuvieron que trabajar esta tierra para ocuparla y conservarla. Pero hoy, después de décadas exuberantes, la agricultura israelí está patinando. Se han establecido centros de investigación y desarrollo en todo el país para abordar el problema. ¿Qué cultivar y cómo? ¿En qué estación? ¿Cuánta agua? Estos centros prueban las ideas más descabelladas para permitir que los agricultores se adapten a un costo menor y enfrenten la competencia cada vez más feroz de otros países exportadores.

La heterogénea comunidad judía

Después de 3 horas de carro, llegamos a Jerusalén, una ciudad histórica y obviamente religiosa. Si los judíos y los musulmanes luchan por el control de los lugares santos, existen otras divisiones en el país, incluso dentro de la comunidad judía. Los laicos judíos y religiosos no van a las mismas escuelas, pero a veces se encuentran en un campo de fútbol. Sin necesariamente hablar el uno con el otro. Un mundo los separa. Asociaciones como Tzav Pius están trabajando para unirlas a través de sus actividades de ocio.

Dirección oeste a la orilla del mar. En menos de una hora, del religioso Jerusalén llegamos en Tel Aviv, ciudad de fiesta. Una ciudad que nunca duerme, donde los jóvenes de toda Europa se divierten. Tel Aviv también se ha convertido en un centro mundialmente reconocido para empresas nuevas. Y el ambiente joven y festivo no es extraño.

Un kibutz pasado de moda

Cuarta etapa: Jisr az-Zarqa, 80 km. más al norte. Es la única ciudad árabe en la costa desde la guerra de 1948. La población es pobre y las autoridades la descuidan. Geneviève, una mujer francesa que hizo su ‘Alía’ (regreso a Israel) hace unos años, se está invirtiendo en un intento de reducir estas desigualdades. Si los árabes israelíes viven mucho mejor que los palestinos en Cisjordania y, por supuesto, en Gaza, el 50% vive bajo la línea de pobreza, mucho más que el resto de la población.

Nuestro registro de viaje termina en el extremo norte del país. Sasa es un kibutz que todavía funciona a la antigua usanza. La mayoría de los otros 300 en el país han sido privatizados y no les queda ningún kibutz. En Sasa, todavía cenamos juntos, todos pagan el salario completo a la comunidad, el CEO de la compañía toma la misma comida que el jardinero … Otro mundo que todavía vive con el ideal socialista empujado al extremo, mientras que el país está dirigido por el gobierno más derechista de su historia.

Fuente: Antoine Mariotti , Yoray Liberman, FRANCE 24

La entrada Así es vivir bajo la ocupación israelí aparece primero en Desinformémonos.


Ver en línea : https://desinformemonos.org/asi-viv...

¿Un mensaje, un comentario?

Foro sólo para inscritos

Para participar en este foro, debe registrarte previamente. Gracias por indicar a continuación el identificador personal que se le ha suministrado. Si no está inscrito/a, debe inscribirse.

Conexióninscribirse¿contraseña olvidada?